jueves, 30 de abril de 2015

Pero te extraño

Así es
te extraño
cada día
cada hora
cada amanecer
en cada suspiro va tu nombre

Pero
tengo miedo a tu enojo
dices cosas horribles
que al final no sé si son ciertas
la última vez que te creí
te volviste a enojar

te extraño
aunque estoy mejor que nunca
todos los días soy feliz
duermo en una cama entera para mí
y mi gato

escribo más que nunca
retozo en mi soledad creativa
soy madre cálida
mujer independiente

pero estás en mi pensamiento
aunque no me haces falta
pero te quiero


jueves, 23 de abril de 2015

por eso

La vida es una burbuja siempre dispuesta a estallar
por eso decidí perdonar
por eso decidí conciliar voces
con aquellos que consideré enemigos
por eso
porque se que puedo morir en cada instante
te dejo ir en paz y en amor
dejé de odiar
dejé de sentirme ofendida
si eres feliz lejos de mí
que así sea
pero el odio y el enojo desgastan
y hacen perder tiempo
te amo feliz
donde quiera que estés
que así sea
con quien debo pelear es conmigo misma
pues conmigo me quedo
aún después de la muerte
que sea

miércoles, 22 de abril de 2015

Por cierto

Y de cierto
mi corazón se había convencido de tu presencia
se concebía así mismo como nido tuyo
por eso
me ocupaba de respirarte
abrazarte
mirarte
conjurarte

no tenía prisa en copular
ni pensar que teníamos que correr
pues siempre habría tiempo de seducirte

y en el recuento
por cierto
debí devorarte más seguido
nunca dormir contigo
ni hacer tu desayuno
lavar tu ropa
tener tu cuidado fraterno
tu cobijo

sólo te hubiera montado
sin preguntarte
como a otros amantes
es cierto

como un sueño
despierto sin explicarme
cómo tus fantasmas fueron más fuertes
que mi cobijo
por cierto

La pregunta

¿para qué sirven las cenizas? 

Es ahora la pregunta.

Recordar los fracasos pasados
cuando fallaron las palabras
es igual a derrumbarse con los ojos vendados
encaminarse al matadero por voluntad propia
silencio tormentoso
pira destructiva
exhumación  del vacío
inútil 
infructuoso 
solitario

El lugar del crimen es también un testigo
que prefiere olvidar 
y volverse cenizas


¿para qué sirven las cenizas?

Gracias a Ella

Por cierto
dile a Ella que muchas gracias por hablar de mí
por romper el hechizo al que tú te suscribiste en mi regazo
gracias
porque no podía convencerte de lo simple que soy
y te ofendías cuando descreía tus piropos
gracias
por lo mal que habló de quien no conoce
por atacar e interpretar mis actos de la peor manera
gracias
por arrancarte de mi lado
en lugar de conciliarnos
o
de ver la bondad
gracias
Ella te ha ganado para consolarte
para redimirte
tiene el derecho de escucharte
de reconstruirte
de celarte
de destruirte
de reclamarte
gracias por quitarme ese peso
esa culpa esa reponsabilidad
de verdad gracias
por asumir el precio de amarte
gracias

Imagen: Egon Shiele, Los Amantes)


martes, 21 de abril de 2015

Cobalto VIII

A tí,amante mío
acostumbrado a negarlo todo
¿cómo podía pedir que me creyeras?
¿cómo puedo demostrarte la verdad?
si ni siquiera puedes verla
este amor tangible
este cariño cotidiano que te respiraba
sin fe en la palabra
no hay esperanza
sin valor en las acciones
lo que se niega
se anega
se pudre
se olvida


viernes, 17 de abril de 2015

Cobalto VI

Piensa
que borré tus fotos,
tiré a la basura tus regalos,
recuperé mi orden y mi ritmo  
quedó cero evidencia después de tu partida,
como si hubiera sido un sueño.

Recupera el enojo que hizo abandonarme,
mantente lejos e invisible para mí,
déjame soñar,
déjame correr 
regálame libertad para abandonarme en mis silencios.

Me entrego a la neblina y vuelvo a ser devorada en su matriz

en el sueño de la potencia.

cobalto VII

Aún no decido si en verdad te extraño o si prefiero volver a mis antiguos vicios
No me encuentro borracha de angustia o mutilada de iniciativa
Recuerdo haberte amado con fervor hasta el día que te fuiste

Pero no hace falta tu cubierto en la mesa
ni abrazarte en la cama
Mi conciencia conversa en paz con los silencios
Los mismos silencios que sentías que te traspasaban

Me dices narcisista por no llorar tu partida
Me dices malagradecida por continuar sin ti
Tal vez lo sea, tal vez tengas razón

Pero no hay más alegría que regresar al orden y la paz conocidas
Sábete que te hubiera amado hasta llenarnos de canas
Tú terminaste conmigo, yo respeté eso
Respeto eso

Te respeto

Cobalto V (No soy lo que imaginas)

No soy el oasis de tus fantasías
Soy el espejismo lleno de silencio que cansan tus brazos
Soy la rabia encendida por la indiferencia
Soy la búsqueda del no hacer
del no equivocarme
Cuando me equivoco lo hago a propósito
Y Soy responsable de mis equívocos

No trates de cuidarme descuidando tu ser
Porque me dejas en doble deuda
Lo que haces por mí y lo que no has hecho por ti al atenderme

Viejo lobo no me confundas con la luna llena

Ni con la causa de tus monstruos
ellos venían como guardianes
a cada costado



Cobalto IV

Las ofrendas del cuerpo son desyerbe y arado
 soy semilla por eso caigo, por eso muero
germen y respiro
hueco y capullo
boca cercana, palabras tímidas
si tu fantasía adelanta cielos siempre te decepcionaré
estoy condenada a fallarte

Cobíjame con tu aliento, guarda tus palabras en secreto
estoy contigo
somos lo que somos
lo que hacemos no cambia eso

No imagines
Nada de eso somos



Cobalto III

Juntos somos agua,
nos precipitamos al suelo.
Germina la semilla olvidada y
se hace fuerte la vegetación.
Recuerdo hacer piruetas en el aire,
recuerdo ser oxígeno,
provocar fuego,
oxidar metales.

No sabía que el amor era hidrógeno
y que se le llamaba Roberto,
no sabía que me convertiría en líquido al encontrarme con él.

Juntos somos agua,

juntos nos precipitamos al suelo.

Imagen de  Micha Duane "La parte más bella"

Cobalto II (SOMOS)

Somos
la suma de todo instante
desde el empañado lente que hemos pulido
nos pertenece la visión del universo.
somos al dormir juntos
somos sin dormir
somos copulando
somos al discutir y al amar
somos el desapego
y el rastro de huellas borrado
somos el recuerdo
y la pregunta constante

de lo que pudimos ser

Cobalto I

Es un suave dolor que no quieras estar conmigo
Que rechaces mi abrazo
Te ocultes en tu computadora
Y me dejes en la recámara preguntándome
Si acaso debí decir menos o decir más
Dulce herida que seca en la espera a que vuelvas a mí
Mis gatos ronronean en tu espacio vacío
Los acaricio y me contemplan
Con sus grandes y redondos ojos

Tus silencios serenos llenan la casa